La dieta que cura la diabetes

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de mortandad en el mundo siendo responsables del 46% de todas las muertes que no proceden de enfermedades contagiadas. Aproximadamente 85.6 millones de americanos sufren algún tipo de enfermedad cardiovascular y este dato sigue en aumento. Seguir unos hábitos de vida saludables pueden disminuir en un 80% o más el riesgo de padecer infarto de miocardio y la nutrición juega un papel fundamental en este sentido (1).

La dieta vegana es la única dieta que ha probado científicamente que puede revertir problemas cardiovasculares y disminuir el riesgo de padecer enfermedades del corazón. Seguir una dieta vegana reduce la probabilidad de morir por un problema cardiovascular y de sufrir un infarto en un 40% (1).

Adicionalmente, la evidencia científica sugiere que la dieta vegana puede tener beneficios en la prevención y el tratamiento de fallos cardíacos y enfermedades cerebrovasculares (1, 2).

Las dietas basadas en plantas están asociadas con una menor presión sanguínea, un menor nivel de lípidos en sangre y una menor agregación de plaquetas que las dietas no veganas y además ayudan a controlar el peso corporal y ayudan a reducir el riesgo de sufrir síndrome metabólico y diabetes de tipo 2 (1, 2). 

La posición de la academia de nutricionistas más grande y respetada del mundo (Academy of Nutrition and Dietetics) al respecto de las dietas veganas basadas en plantas es que estas dietas son útiles, nutricionalmente adecuadas y pueden consiguen beneficios para la salud y sirven para prevenir y tratar ciertos tipos de enfermedades. A su vez la Academia de Nutrición y Dietética opina que las dietas veganas son apropiadas para para todos los ciclos de la vida, incluyendo la etapa de embarazo, lactancia, infancia, niñez, adolescencia, edad adulta y también para los atletas (3).

La American Heart Association (Asociación Americana del Corazón) , el NIH (National Heart, Lung and Blood Institute) y el National Center of Environmental Prediction (NCEP) están de acuerdo en señalar el consumo de grasas saturadas como un factor de riesgo determinante para padecer enfermedades cardiovasculares (4, 5, 6). Estos organismos recomiendan un estilo de vida saludable donde la dieta juega un papel fundamental. La mejor dieta posible es una dieta basada en plantas y ser baja en grasas.

2 Comentarios

  1. Julen

    Un post muy interesante. Gracias por la información. Un cordial saludo.

    Responder
  2. Antonella Polanco

    De esta forma, el estudio demuestra que los pacientes no tienen por que seguir con la medicacion habitual si en cambio siguen una dieta estricta, lo que ha sido calificado de “hito” por la ONG Diabetes de Reino Unido, organizacion que ha financiado el estudio. Al respecto, Roy Taylor, profesor de la Universidad de Newcastle y director de la investigacion, sostiene que “los hallazgos podrian revolucionar la forma en la que se trata la diabetes tipo 2”.

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This